Galaxy, Estrellas, Infinito, Cosmos, Oscuro

¡Diantres!¿Verdadera es la versión?

Sí, sí, sí, es del todo inexorable; el pirata y su valor, no pudieron resistir a la zozobra y embate, agarrados al madero de lo imposible. Románticos ellos, seguro que se soltaron y después de morir ahogados, en el fondo del mar, yacen. El sepulcro es de coral; si lo quieren ubicar, miren allende las olas, en la línea cielo-mar, donde cantan las sirenas; ¿cantan todas?; no, no, no; ¡escuchad… porque una también llora!

¿Y qué fue del llaverito?

¡Albricias! El pirata, en su mano izquierda, lo apretaba con pasión y lo impulsó con denuedo, para alojarlo en la estrella. ¡Vive Dios, que la alcanzó! y oculto en polvo remoto, resguardado lo dejó. Es la estrella que más brilla; resplandor de libertad: Si lo quieren encontrar, NUNCA EN OBJETOS PERDIDOS, NI EN MENSENGER, NI EN FACEBOOK.

Sí, sí, sí, SOLO EN LA ESTRELLA LEJANA…

Poeta