Los datos estadísticos sobre BROTES O REBROTES Y CONTAGIADOS despierta aún, en los ambientes profanos reacciones de PAVOR Y ANSIEDAD, a veces severas, como puedo detectar en mi práctica pediátrica habitual. Procuro aleccionar en mi ámbito social y profesional, aunque creo que es muy conveniente hacer pedagogía, por quien proceda, al conjunto de la sociedad de lo que significa BROTE Y CONTAGIO por un agente infeccioso que, salvo modificaciones, sobrenada ACTUALMENTE claramente desnaturalizado.

Dr. Antonio C. Rodríguez Armenteros