«VA POR LIBRE; ESTE NIÑO TIENE MUCHAS RAREZAS»

El síndrome de ASPERGER denomina aquellos casos clínicos en que los pacientes presentan alteración en la calidad de la relación con los demás (ocio, deportes, intereses, objetivos), asociada a conductas estereotipadas sensoriales (rutinas, rituales) y/o motoras (girar a un lado y otro manos y dedos, movimientos incontrolables de extremidades, de la cabeza, de todo el cuerpo, etc.  con mayor o menor frecuencia e intensidad) y con un rasgo diferencial muy importante: UNA CALIFICACIÓN NORMAL, O ALTA,  EN LAS RESPUESTAS A LOS TEST DE INTELIGENCIA.

Otras características a tener en cuenta:

-Los asperger no suelen presentar déficit en el desarrollo del habla y, por tanto, el lenguaje progresa sin dificultad.

-Es mucho más frecuente en NIÑOS

-Los síntomas se pueden observar, ya, en primaria aunque la presunción del cuadro y la consecuente derivación al neuropsiquiatra para confirmación del diagnóstico y planificación del seguimiento, no suele ocurrir hasta la adolescencia.

Dr. Antonio C. Rodríguez Armenteros